¿Para qué te sirve tener una marca?

Ya sabés que tenés derecho a tener una marca, así que en esta nota ¡vamos por más!

¿Para qué te sirve tener una marca?

El mundo de las marcas es vastísimo y para nada lineal: coqueteamos con el marketing y lo legal todo el tiempo. Por eso, es bastante útil e interesante conocer algunas de sus características, sobre todo, si estamos por asignar una a nuestro emprendimiento.

Funciones de las marcas
¿Tienen funciones las marcas? ¡Sí! Operan en diferentes dimensiones, lo que las hace más interesantes y de ahí, también, podemos presumir su importancia vital en el desarrollo de nuestro emprendimiento. De esta forma, podemos identificar tres funciones: identificación, garantía y publicitaria.

Una cuestión de identidad
Una función clave: la identificación del producto que se esté comercializando o del servicio que se está prestando. Si estás por emprender algún proyecto o negocio, necesitás registrar una marca para poder diferenciarte de otros emprendimientos y para ser reconocido por tus potenciales clientes. La marca es uno de los activos intangibles más importantes que tiene una empresa.

Confianza
Una función que tiene que ver con la confianza y la fidelización de los clientes con nuestro producto. Muchas veces, las marcas facilitan la elección de los usuarios y consumidores a la hora de adquirir servicios o productos, dado que funciona como un vehículo tácito entre la calidad de nuestro producto y la satisfacción del cliente. Esto enlaza con la tercera función.

Publicidad
La función publicitaria se relaciona mucho con la identidad y la diferenciación, o eso que le va a dar el impulso comercial necesario a nuestro proyecto. Imagen y reputación, combinadas para triunfar a través de la promoción de nuestro producto o servicio.

Tipos de marcas
Ya vimos las funciones, pero hay más características de esas que debemos tener en cuenta sí o sí antes de ir a registrar nuestra marca: hablamos de tipos de marcas, que podemos dividir en tradicionales y no tradicionales.

Tradicionales
Las marcas tradicionales pueden ser denominativas, figurativas o mixtas.

Denominativas: son las compuestas única y exclusivamente por palabras, letras o números y sus combinaciones, sin reivindicar características gráficas o color específico.

Figurativas: son los símbolos gráficos, dibujos y logotipos.

Mixtas: son las que se integran por la combinación de elementos denominativos y figurativos a la vez, o de elementos nominativos cuya grafía se presente de forma estilizada.

No Tradicionales
¿Cuáles son las marcas no tradicionales? Las que pueden ser: sonoras, olfativas, táctiles tridimensional, secuencial, Trade Dress (vestimenta comercial)..

El mundo conocido
Sin dudas, conocer el mundo de las marcas es fundamental a la hora de comenzar oficialmente un nuevo proyecto. Tener en cuenta tanto funciones como tipos va más allá de la mera caracterización; se trata de comprender cómo vamos a elegir y trabajar la marca que creamos ideal para nuestro emprendimiento.

TAGS: marca, funciones de una marca, tipos de marca, registro de marca, propiedad, legales, emprendedurismo

POR:Gini Terrile
Agente de la Propiedad Industrial. Abogada Especialista en Propiedad Intelectual y en Derecho de Familia y Sucesiones. Trabajé en varios estudios jurídicos y hace 5 años fundé mi estudio Terrile y Asociados. De las cosas que más valoro de mi trabajo es tener la posibilidad de acompañar y asesorar a los emprendedores. Esas personas que con tanto coraje que deciden salir de la zona de confort y se lanzan al vacío por un proyecto hacen que cada día me levante con un nuevo desafío.

Santander

Santander® 2020
Todos los derechos reservados.